THE WHYBIRDS (19-02-2014) – Boite Live – Madrid

admin 3 marzo 2014 0

DSC_0975

La última vez que vimos a The Whybirds por Madrid teloneaban a Drive –By Truckers, hará más de 3 años. Aquello no nos sirvió de mucho, un ambiente muy frío con una sala medio vacía, y un brevísimo set de media hora no les permitió entrar en el show, ni a nosotros hacernos una idea de cómo se las podían gastar en directo los creadores de Cold Blue Sky.

Hasta entonces era un cuarteto de amigos persiguiendo su sueño. Pero a principios del 2012 a su bajista, Taff Tatcher, se le rompió el sueño en mil pedazos, se cansó del negocio musical y les abandonó, para compartir su música gratuitamente por internet como The Quaint & The Curious. Esto provocó una crisis en la banda, que estuvo a punto de dejarlo. Pero tras unos meses de reflexión, y a punto de separarse, Ben Haswell, decidió que era mejor que él tomase las funciones de bajista antes de introducir un extraño en el grupo o abandonar. Ellos ganan y, nosotros también. Así, Dave Banks quedaba como único guitarra y junto al batería Luke Tuscherer, The Whybirds se reinventaban como trío, y tras los reajustes convenientes, nos entregaron a finales de año la digna continuación de Cold Blue Sky, A Little Blood, más agresivo y oscuro que su predecesor.

Con estos antecedentes, la curiosidad de ver a estos nuevos Whybirds  era máxima. Y la cosa empieza potente, con el tema de apertura de su nuevo álbum, Cheating Heart, enlazada directamente con Turn Right(I’ll turn Left),de las pocas concesiones a su debut. De hecho, comienza tan potente, que nos planteamos si en concreto a Luke deberían retirarle los micros de la batería de la caña que le está metiendo. A pesar de ello, al concierto le cuesta un poco arrancar del todo, parece como esos partidos de fútbol en los que estás tanteando al contrario. Me llego a plantear si se sienten cómodos como trío…pero para cuando llega The Cure, ese temor se desvanece, poco a poco la cosa ha ido enganchando, y en la hora y algo que queda, ya no nos va a soltar .Tras su exhibición guitarrera final en este tema, Dave por fin acaba de soltarse y mostrar todo lo que lleva dentro,. Y mucho más tras la emotiva Morva, uno de sus mejores temas, dedicado a nuestro fotógrafo Javier Luzuriaga.

Es curioso como cuando se habla de estos chicos, solo se tiende a asociarles con el rock clásico americano, que sí, es cierto, especialmente en las baladas y los medios tiempos como Morva o Something Beautiful. Pero en los más potentes, para mi son una fenomenal banda de power pop, mucho más cercanos a Replacements o Redd Kross, canciones inmediatas de riff con gancho y coros pegadizos (3 cantantes y las melodías vocales son un punto fuerte del grupo), como demuestran al comienzo del concierto o en temas como Nobody knows me o Someone to lean on entre otras. Creo que es algo a lo que les lleva este formato de trío de guitarra-bajo-batería, sin más adornos.

More than he could stand nos acerca con su densidad a Crazy Horse, Crow’s Caw a un Chris Isaak liderando The Gun Club a ritmo de surf garagero, y Jenny Take a Ride o The Losing End al rock pasional de Bruce Springsteen…

…Y entonces llegamos a la recta final. Una fenomenal versión del She Said de los Beatles y otra muy meritoria del Fuckin’ Up de Neil Young & Crazy Horse,  con la bonita Morning Light haciendo transición entre ambas nos muestran los parámetros entre los que se mueven The Whybirds. El Always a Friend de Alejandro Escovedo (¿power-pop decíamos?) termina por rematar  y dejarnos una sonrisa de oreja a oreja.

The Whybirds superaron la prueba con nota, ahora ya sabemos cómo se las gastan en directo. Noventa y cinco minutos de rock americano y, power-pop, preciosas melodías vocales y guitarras con gancho y poderosa base rítmica. Ese sería un buen resumen. Y, pensando en su potencial y viendo todo lo que pueden mejorar, tanto en el estudio como sobre el escenario, habrá que estar atentos.

Que no se me olvide, gracias a la banda por los precios de los discos, 7 euros los discos antiguos y 12 el último. Y , por último, aquí os podéis descargar este concierto de manera totalmente legal, como ya hicieron ellos mismos y los Trucker con el concierto del que hablábamos al principio de esta crónica. A ver si otros grupos toman nota de estos “pequeños” detalles.

 

Por Rock in Chains
Fotos: Javier Luzuriaga

Leave A Response »


cuatro − 1 =